Skip to content

Jueves 6 de octubre en Bogotá: Jornada por los derechos de los consumidores de sustancias psicoactivas y cambio de las políticas de drogas

octubre 1, 2011

3:00 p.m. frente al Ministerio del Interior

Propuesta para el debate del proyecto de ley que pretende crear el nuevo estatuto de drogas y sustancias psicoactivas, que reemplazará el estatuto de estupefacientes (ley 30 de 1986)

Un grupo de consumidores y no consumidores de sustancias psicoactivas (SPA) legales e ilegales, después de analizar la propuesta del Gobierno Nacional para la reforma del Estatuto Nacional de Estupefacientes (Ley 30 de 1986) y teniendo en cuenta que:

– El porte y consumo de la dosis personal está vigente y está siendo amenazado por acto legislativo 002 de 2009 que busca, entre otras acciones, obligar a los consumidores a someterse a tratamiento.

– La política nacional para la reducción del consumo de sustancias psicoactivas y su impacto plantea el consumo como un problema de salud pública y su enfoque de gestión social del riesgo es vanguardista en abordar el fenómeno del consumo.

– Los costos de “la guerra contra las drogas” son mucho más altos que sus beneficios.

– En Colombia, el continente y el mundo avanza cada vez más la idea de buscar propuestas alternativas, innovadoras y locales frente al fenómeno de las SPA ilegales.

– La ley de seguridad ciudadana es ilegal al eliminar la dosis personal y la Corte Suprema de Justicia indica que este porte no se puede penalizar.

– Colombia ha pasado de ser un país productor a un país consumidor.

– La mayoría (el 80% de acuerdo a cifras de la Unodc) de los consumidores de SPA ilegales no son problemáticos.

– Somos ciudadanos completamente funcionales y actores sociales, económicos y políticos con capacidad de incidencia.

Fijamos nuestra posición y propuestas frente al Estatuto, así como otras normas y disposiciones que afectan a los consumidores y no consumidores de SPA ilegales.

I. Orientaciones

1. Se usa la categoría Sustancias Psicoactivas (SPA) porque ésta incluye tanto las legales como las ilegales. Desconocemos la palabra droga porque ha sido el vehículo para el estigma, el prejuicio, la guerra y la exclusión.

2. Invitamos a salir del closet psicoactivo y no a la autoexclusión. Los consumidores de SPA se deben reconocer como ciudadanos funcionales y productivos social, económica y políticamente.

3. Los consumidores no son enfermos ni delincuentes. Se prefiere el término consumidor recreativo, porque son personas que se preocupan por la salud física, social y mental. El abuso siempre será perjudicial.

4. La prevención del consumo en los niños, adolescentes y jóvenes, debe estar basado en evidencia científica y debe dejar a un lado el miedo y el prejuicio como herramientas formadoras.

5. Los niños, los adolescentes, los jóvenes, los discapacitados, la población carcelaria, los habitantes de la calle y las trabajadoras sexuales son poblaciones de atención prioritaria en el consumo de SPA.

6. Las políticas represivas vigentes matan más y ocasionan más daños a la sociedad que las sustancias psicoactivas.

7. Colombia debe liderar el debate internacional de cambio de paradigma de control de SPA ilegales. El país tiene la tradición cultural y la autoridad moral necesaria para orientar este cambio.

II. Propuestas

1. Aprovechar el capital humano. Todo aquello que afecte a los consumidores de SPA debe ser consultado y concertado con dicha comunidad. Para diseñar e implementar políticas de control efectivas es necesaria la participación de los consumidores en las instancias que discuten sobre SPA legales e ilegales.

2. Reconocer los derechos humanos y la salud pública como el punto de partida de cualquier acción efectiva para tratar el fenómeno de consumo de SPA.

3. Reconocer que el consumo de SPA es una realidad que la ley no va a eliminar, por tanto la prioridad es preocuparse por la salud.

4. Reconocer que el consumo de SPA puede ser experimental, recreativo, habitual, compulsivo, problemático o dependiente y que cada uno se debe tratar de forma diferente.

5. Generar un sistema de alertas tempranas sobre las SPA ilegales que indique los riesgos y las consecuencias sobre la salud.

6. Rechazar el tratamiento obligatorio. Reconocer el derecho de autonomía y de autodeterminación. Nadie más que el propio consumidor puede decidir cuándo, cómo y dónde terminar su consumo.

7. Aumentar la oferta y mejorar la calidad de los centros de tratamiento para quienes deseen abandonar el consumo y necesiten ayuda. Garantizar el cubrimiento de tratamientos que ya están en el Plan Obligatorio de Salud.

8. Permitir el porte y consumo de la dosis personal de SPA ilegales.

9. Permitir el autocultivo de marihuana y de coca como mecanismo de lucha contra el narcotráfico y de cuidado de la salud de los consumidores.

10. Crear un sistema de regulación, control y dispensación de sustancias ilegales como opción frente a la legalización. En particular se debe implementar un sistema de regulación para los productos a base de coca y marihuana.

11. Crear servicios de salud especializados para el cuidado de la salud de quienes consumen y no desean o no pueden dejar de hacerlo.

12. Crear herramientas para la mitigación y reducción de riesgo y daño de quienes consumen y no quieren o no pueden abandonar el consumo pero se preocupan por su salud.

13. Educar en el tema de SPA a los funcionarios públicos y a la sociedad en general. Los maestros, policías, funcionarios públicos y operadores del sistema de salud no pueden promover la estigmatización sino que deben combatirla.

14. Promover la investigación y el estudio de los beneficios de las SPA ilegales en campos como la medicina, la biología, la psicología y la química.

15. Destinar el 40% de los bienes incautados al narcotráfico para la prevención, mitigación y superación del consumo, así como para la generación de oportunidades para las poblaciones vulnerables.

16. Abandonar la represión y persecución de los no consumidores hacia los consumidores, reemplazándola por la convivencia y conciliación.

17. Reconocer la búsqueda del placer en el consumo de SPA, y no entender este como la búsqueda de la enfermedad, la fuga de los problemas o la incapacidad mental o física.

18. Reconocer como un atropello de la Fuerza Pública el desconocimiento de los derechos de los consumidores, su estigmatización, su persecución y su exclusión.

Para apoyar esta propuesta indique el nombre de su organización y la dirección web a echelecabeza@gmail.com

Mas información y archivos completos en www.echelecabeza.tk

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: