Skip to content

¿Por qué un deportista de élite termina en el alcohol y las drogas?

octubre 12, 2014

Explicaciones neurológicas, problemas familiares y sentimentales serían los fundamentos de los atletas para bajar su nivel. Michael Phelps, el último caso.

Michael Phelps, nadador olímpico de los Estados Unidos. AP - El País.com.co

Michael Phelps, nadador olímpico de los Estados Unidos. AP – El País.com.co

Redacción de El País y agencias AFP y AP

Los deportistas de alto rendimiento son las máximas figuras de la élite. Cuando adquieren tanta y fama y son atletas que lo han ganado todo, en ocasiones no encuentran las motivaciones para seguir figurando al máximo nivel. Este podría ser el caso del nadador Michael Phelps.

El astro de la natación estadounidense, ganador de 18 medallas olímpicas de oro, fue suspendido durante seis meses de toda competición oficial por la Federación de su país y marginado del equipo que competirá en el Mundial 2015, como consecuencia de un arresto por manejar en estado de embriaguez la pasada semana.

Múltiples casos en el mundo del deporte han dado qué hablar con respecto a los motivos que llevan a un deportista de élite a caer en vicios como el alcohol, las drogas o la indisciplina.

Sin ir muy lejos, en Colombia hay casos reconocidos como el del jugador y delantero del Santa Fe Wílder Medina, que hace muy pocos años reconoció su adicción a la marihuana.

El atacante nacido en Puerto Nare, Antioquia, reincidió hasta que rápidamente se rehabilitó. Wílder fue víctima del contexto en el que creció y sus razones, aunque no son justificables, tendieron a repetirse cada vez que se encontraba mal emocionalmente.

También ha habido jugadores en el fútbol colombiano de diversos clubes que han tenido su problema con el licor. Un caso muy criticado es del jugador Dayro Moreno, actualmente en las filas del club Tijuana de México.

La falta de disciplina y sus ‘salidas’ de tono en varias ocasiones, entiéndase como fiestas, juergas y demás, fueron famosas en su paso por el Once Caldas de Manizales.

Dura sanción contra el nadador

Phelps fue aprehendido por la policía en su ciudad natal de Baltimore y acusado de conducir con exceso de velocidad bajo la influencia del alcohol y cruzar líneas de doble calzada dentro de un túnel.

El pasado domingo 5 de octubre, Phelps informó en su cuenta en Twitter que se alejará de la natación durante unas 6 semanas para someterse a un programa de rehabilitación, que, según expresó, “me dará la ayuda que necesito para comprenderme mejor”. Al anunciar la sanción contra la superestrella olímpica, el director ejecutivo de la federación de natación de Estados Unidos, Chuck Wielgus, dijo que las acciones de Phelps requieren “consecuencias significativas” .

Michael ha reconocido públicamente el impacto de sus decisiones, su rendición de cuentas, debido sobre todo a su estatura en el deporte y los pasos necesarios para el mejoramiento de sí mismo”, señaló Wielgus, quien agregó que “estamos aquí para apoyar plenamente sus acciones de desarrollo personal” .

El ‘Tiburón de Baltimore’ participará y entrenará con su club, pero no disputará competiciones hasta el 6 de marzo del 2015. Según la federación, Phelps ha acordado que no va a representar a los Estados Unidos en el Campeonato Mundial de Natación del 2 al 9 de agosto de 2015 en Kazán, Rusia.

Phelps, que ya se acerca a la treintena, se retiró después de los Juegos Olímpicos de Londres 2012 con un récord de 22 medallas olímpicas, pero regresó a principios de este año.

Michael ganó tres medallas de oro en los Campeonatos Pan Pacific a finales de agosto en Australia, para cimentar un lugar en el equipo estadounidense con vistas al Campeonato Mundial.

El estadounidense dijo en su declaración en las redes sociales el 5 de octubre que estaba entrando en un programa “que proporcionará la ayuda que necesito para entenderme mejor a mí mismo”.

La policía dice que un alcoholímetro administrado después de la detención de Phelps midió su nivel de alcohol en la sangre en 0,14, casi el doble del límite legal de .08 en Maryland.

Hace diez años, Phelps se declaró culpable de conducir en estado de embriaguez en Maryland y fue condenado a 18 meses de libertad condicional y una multa de 250 dólares, cerca de 500 mil pesos colombianos, por lo que más tarde describió como un “incidente aislado” .

Phelps ya reincidió hace 5 años con otro vicio. En el año 2009, tras ganar ocho medallas de oro en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008, una fotografía de él aparentemente fumando una pipa de marihuana fue publicada en un tabloide británico. La federación estadounidense de natación lo sancionó durante tres meses en las competiciones después de ese incidente con drogas.

Una razón neurológica podría ser el origen

La mayoría de las razones más frecuentes en el inicio de una adicción en los deportistas de alto rendimiento es por síntomas neurológicos.

El bajo porcentaje de la serotonina ha sido una de las causantes a la hora de examinar al deportista. El deportólogo Fernando Motta, especialista que ha tratado estos casos, manifestó que “la disminución de la serotonina en los neurotransmisores del cerebro, ha permitido que los deportistas tengan diferentes reacciones. Desde una adicción pequeña hasta una más grande”.

Los neurotransmisores son las sustancias químicas que se encargan de transportar señales de una neurona a otra dentro del cerebro. Los síntomas depresivos de una persona o en este caso un deportista de élite se manifiestan científicamente adquiriendo este tipo de problemas.

Los atletas que no han tenido especialistas para trabajar el factor psicológico podrían presentar estos problemas, según lo afirma el médico Motta. “Hay una tendencia genética. Esto puede ser hereditario. Los atletas tienen falencias en la parte psicológica. El trabajo, la autoestima, la autoimagen, no los han trabajado bien”.

Nuevas motivaciones

Los atletas que en su carrera deportiva lo han ganado todo constantemente deben fijarse nuevas metas. Esa es una de las pasiones y las motivaciones para seguir haciendo lo que más les gusta. Competir y, sobre todo, ganar.

El inconveniente con el paso del tiempo es que el deportista no asume su nuevo rol. “Todo tiempo pasado fue mejor” es uno de los estigmas que queda y que va mermando las motivaciones de los deportistas que fueron glorias de su país.

Otro de los problemas principales que generan las adicciones o los vicios de los atletas son que “los trabajos, en este caso las disciplinas en las que se destacan los jugadores, no les deja pasar el tiempo suficiente con sus familias. Esto genera una inestabilidad en el desarrollo normal de su vida. Y que dependiendo del estilo de vida de la persona, esta trataría de satisfacer la necesidad fisiológica presentando una actitud inadecuada”, manifiesta la psicóloga Angélica Sánchez.

El País

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: